Fotografiando los Rostros del Futuro Parque: Una Entrevista con Eugenie Frerichs

La fotógrafa Eugenie Frerichs pasó un mes trabajando como voluntaria en el futuro Parque Nacional Patagonia, retratando a los miembros de nuestro equipo. Se tomó un momento de su siguiente aventura—un proyecto donde manejará desde Portland, Oregon, su ciudad natal, hasta Alaska para documentar la naturaleza moderna—para compartir con nosotros algunas de sus reflexiones sobre el tiempo que pasó en el Valle Chacabuco. Puedes ver la galería completa de sus fotografías del parque acá: www.eugeniefrerichs.com/valle-chacabuco.

Ale, Dago y sus hijos, Andres y Bruno. Foto: eugeniefrerichs.

1. ¿Porqué se te ocurrió ir a visitar el Valle Chacabuco y sacar fotos allá?

Durante el otoño de 2012 me tomé un tiempo libre para concentrarme en la fotografía, y tenía claro que quería trabajar los temas de la vida del campo y la naturaleza. Pasé el mes de Octubre sacando fotos del campo en Colorado y, a medida que el tiempo empezó a cambiar en el hemisferio norte, la idea de partir a la Patagonia parecía ser el próximo destino ideal. Los trabajos de CP en la naturaleza y la agricultura en Chile y Argentina hacían que para mi fuera el lugar más atractivo, en términos de las historias que se podían relatar y, además con todos los desarrollos interesantes que están sucediendo ahora en el Valle Chacabuco, resultó ser el lugar obvio para conocer.

2. ¿Podrías describir algunas de las aventuras que tuviste sacando estas fotos?

Viajar al Valle Chacabuco es una aventura en sí misma, bajándote en el Cruce Entrada Baker después de andar 6 horas en un bus, siendo recibido por un guanaco y la impresionante vista del Río Baker. En ese momento me sentí realmente lejos de mi casa (en un buen sentido).

Lider de los voluntarios Lilly. Foto: eugeniefrerichs.com

Pasé una semana con un grupo de voluntarios sacando rejas en La Veranada y quedé realmente impresionada con el progreso que un equipo pequeño podía hacer en una semana. Trabajamos a pleno sol, con vientos fuertes, una tormenta y luego el sol de nuevo; los voluntarios eran resistentes y delicados, el coordinador de voluntarios de CP era un líder constante e incansable.

Caminando sendero Aviles despues de ayudar en construirlo. Foto: eugeniefrerichs.com

La caminata que hice para poder fotografiar las primeras etapas de la instalación del puente Avilés también fue un momento inolvidable—Dago, Luigi y el resto del equipo estaban muy entusiasmados, y la construcción fue una hazaña nada sencilla. Había otro equipo de voluntarios allá arriba, enfrentando las mismas condiciones climáticas, y fue muy emocionante juntarse con ellos para ser parte de los primeros mochileros que caminarían por el sendero que recién habían terminado.

3. ¿Porqué te gusta trabajar haciendo retratos, y qué aprendiste cuando hiciste estos?

Cristian, Paula, sus hijo Martín y Benjamín, y los perros. Foto: eugeniefrerichs.com

No había tomado la decisión de que este sería un proyecto de retratos hasta que llegué al parque y se me hizo inmediatamente evidente, al menos para mi, que en su conjunto la gente del Valle Chacabuco tenía una historia fascinante que contar. Casi todos los chilenos que trabajan allí son de la región, conocen ese paisaje tan bien, y están extremadamente orgullosos del trabajo que están haciendo. Y para los que viajamos desde Norteamérica–¿cuándo fue la última vez que fuimos testigos de que se hiciera un parque nacional, desde la construcción de sus refugios hasta la elaboración de los mapas y la implementación de sus senderos? Inmediatamente quise saber sobre la gente en el terreno, aquellos que estaban dando vida a este lugar—escuchar sus historias y lograr tener un mejor conocimiento del valle. Por otro lado, pensé que el paisaje en si mismo estaría bien retratado por los tantos grandes artistas de paisaje que ya han visitado el parque, entre ellos destacándose el sorprendente trabajo de Linde Waidhofer.

4. ¿Cuáles fueron algunos de los desafíos que tuviste que enfrentar para sacar estas fotos?

¡Ja! El desafío más evidente era el castellano, especialmente hacer el salto entre el castellano argentino, de donde recién había estado, hacia el castellano más seco y cortante del sur de Chile. Todo el mundo era tan paciente y generoso, y me gustaría pensar que de alguna manera mi torpeza con el lenguaje ayudó a soltar la tensión; con las cosas que decía me miraban con caras raras y luego se morían de la risa en mi cara. Esto me alegraba. Aparte de eso, el otro mayor obstáculo era ganarme la confianza de la gente que retrataba. Es entendible que la gente se sintiera al principio un poco incómoda con la gringa dando vueltas con la cámara, pero a medida que empecé a compartir las fotos con todos sobre la mesa en la comida, creo que se dieron cuenta de que soy bastante inofensiva.

5.  ¿Sacaste alguna foto que haya sido especialmente memorable?

Puedo pensar en dos imágenes—una de cuatro hombres del parque, y otra de cuatro mujeres. En la foto de los hombres, René, Jaime, Don Hernán y Arcilio están sentados juntos en La Juanina después de haber pasado la mañana matando ovejas para la ración mensual de carne de los trabajadores del parque. Estaban tan concentrados en su conversación que parecieron olvidarse de que yo seguía allí—un buen lugar para estar, como fotógrafo. Me encanta el espectro de edad y experiencia en esa imagen.

También está esta otra foto, como una perspectiva distinta de la vida en el parque, de las cuatro mujeres que trabajan en la cocina, Isa, Yessenia, María y Haidee. Las comidas, por su puesto, eran una parte central en la vida diaria, así que de alguna manera estas mujeres tenían mucho poder, y estaban muy orgullosas de su trabajo. Varias veces, María me llamaba para que fuera a la cocina para sacarle fotos a lo que estaba cocinando en el momento.

6. ¿Qué cosas aprendiste sobre el equipo y la cultura en el parque al hacer estos retratos?

Jorge. Foto: eugeniefrerichs.com

Han pasado seis meses desde mi visita al parque, y desde esta perspectiva recuerdo dos cosas claramente—un sentido de familia y un sentido de orgullo. La gente allá está trabajando muy duro para lograr un objetivo que comparten y en el que creen, y se apoyan los unos a los otros en este proceso.

7.  ¿Cómo describirías tu trabajo en general? ¿Qué es lo que más te interesa investigar como fotógrafa?

Este último tiempo, he estado definiendo mi trabajo en dos partes—la vida de campo y la naturaleza moderna. Estos temas parecieran no estar vinculados—tradicionalmente, uno se refiere al dominio de la tierra, y el otro sobre lo no intervenido—pero yo veo muchos paralelos en las historias que surgen de estos lugares. Estos son tiempos fascinantes para la agricultura y también para la naturaleza silvestre, a veces de manera alarmante y otras veces inspiradora. La gente está tomando decisiones interesantes—a veces muy inteligentes, otras veces no tanto—sobre la relación que tienen con la tierra. Este es un campo rico para contar historias que espero incentiven a otros para reflexionar por su propia cuenta sobre este tema.

8. ¿Cómo es que este proyecto se relaciona con otros proyectos más grandes que estás haciendo?

Acabo de empezar un nuevo proyecto sobre las interpretaciones modernas de la naturaleza, y la historia del Valle Chacabuco ciertamente tiene que ver con eso. Y por supuesto también está la noción de enseñar haciendo las cosas, de manera práctica, lo cual es algo que Kris, Doug, Nadine y todos en Conservación Patagónica hacen muy bien. Si yo pudiera ayudar a correr un poco la voz sobre su gran trabajo, si sólo pudiera inspirar a otros para realizar acciones similares dentro de sus propias comunidades, entonces estaría feliz. Viajar al Valle Chacabuco y vivir en la comunidad por un tiempo fue un regalo tan grande, para mi se ha convertido en un nuevo punto de comparación cuando investigo sobre otros trabajos de conservación. El trabajo está funcionando realmente bien allá al sur, y no puedo esperar para volver y ver como ha continuado.

2 comentarios en “Fotografiando los Rostros del Futuro Parque: Una Entrevista con Eugenie Frerichs

  1. NICO MAY
    15 de December de 2013 at 20:43 hrs.

    HOW CAN ONE VOLUNTEER AT THE PARK? I’M IN THE U.S. AND WOULD LOVE TO TRAVEL THERE TO HELP!!! PLEASE LET ME KNOW WHO TO CONTACT.

    1. Conservacion Patagonica
      08 de January de 2014 at 01:12 hrs.

      Hi Nico!Thanks for your interest. Follow this link and find out about our volunteer program. We will be accepting applications starting in April. http://www.conservacionpatagonica.org/makeadifference_v.htm

Responder a NICO MAY Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *