Ficha de Especie: Gato Montés Sudamericano

Foto: Cristian Saucedo

Para la ficha de especie de este mes, hemos elegido presentar el Gato Montés, ya que el equipo de recuperación de especies acaba de espiar, por primera vez, a este tímido felino dentro de los límites del futuro Parque Nacional Patagonia. Por medio de cámaras trampa, el equipo capturó imágenes nuevas de este gato hermoso y poco común, rara vez visto por seres humanos.

La cámara se activa a distancia, y lleva consigo un sensor infrarrojo que detecta movimientos. Con ella se pueden capturar imágenes de animales silvestres, tales como el gato montés, sin la presencia de personas. Este método ha sido utilizado por décadas en investigaciones ecológicas y es especialmente útil para estudiar y documentar animales esquivos y poco comunes.

Foto: Cristian Saucedo

Debido a que son pequeños (miden entre 75 y 85 cm, parecido al tamaño de un zorro), es fácil confundir un gato montés con un gato de casa. Sin embargo, al verlos de cerca son mucho más robustos y tienen una cabeza más grande. Siendo miembros de la familia de los leopardos, no sorprende que se distingan por sus manchas negras y piel marrón dorado. Su cola se destaca por tener anillos negros desde el comienzo hasta la punta.

En el parque, los gatos monteses se encuentran más comúnmente en los bosques de lenga y los matorrales de ñirre. No son exclusivos de nuestra región; otros países como Argentina, Paraguay, Uruguay, Bolivia y Brasil también tienen poblaciones de estos felinos. En cuanto a su dieta, no son demasiado quisquillosos y felizmente comen insectos, roedores, pescado, aves y mamíferos pequeños.

Cuando una hembra se preña, buscará refugio (entre las rocas, o dentro de un árbol hueco) para proteger a sus cachorros a medida que crecen. Las madres normalmente dan a luz a una camada de 5 o 6 crías y después de la lactancia salen a cazar y los alimentan con roedores pequeños. Los cachorros crecen rápido, y después de seis semanas son más o menos independientes.

A pesar de la apariencia silvestre del gato montés, estos felinos son bastante cobardes en cuanto a peligro se trata. Si están heridos o se sienten amenazados de cualquier manera, no se avergüenzan de salir arrancando, incluso si arriesgan perder a sus crías. En otras palabras, no hay peligro de ataque. Y aunque hay pocas probabilidades de que veas un gato montés acá en el futuro parque, en un lugar como la Patagonia, cualquier cosa es posible.

Un comentario en “Ficha de Especie: Gato Montés Sudamericano

  1. Olimpia Blu Gallo
    01 de August de 2014 at 05:02 hrs.

    Estimados:

    Todo muy maravilloso y espectacular, lo del gato montés increíble que hayan captado esta imagen, debe ser muy difícil encontrarse con uno de ellos, pero, como veo que va la cosa, todo puede ser posible. Lo que les quería comentar es que hablan ustedes que en este parque existen lengas y guanacos, pues yo he estado en Tierra del Fuego y allí me comentaban que los guanacos no dejan crecer a las lengas, no me acuerdo muy bien pero parace que las arrancan de cuajo, y por eso allí estos animalitos no son muy queridos, también es mucha la cantidad en que allí existen, son demasiados y hacen sus estragos, solo eso les quería comentar y no se si eso será verdad o no.

    Estoy recién empezando a leer esta página y estoy entretenidísima, nunca me imaginé todo lo que ustedes están haciendo y recuperando, me encanta la patagonia, pero no conozco la XI Región y no me faltan ganas de viajar por esos lados, he leído parte de la historia de ese Valle, cuando esos terrenos pertenecian a la Sociedad Explotadora de Tierra del Fuego, más bien al señor Mauricio Brawn y que luego envío al señor Bridges, pero en fin, luego llegaron ahí los Belgas de quien también he leído su sacrificada historia, tengo un libro muy hermoso escrito por uno de ellos “Cuando éramos niños allá en la Patagonia”, en el cual se describen todos esos parajes y que ellos recorrían ya sea caminando o a caballo, muy linda historia, hermosa historia, me encanta leer cualquier artículo que sea de la Patagonia, tiene tantas historias, creo que tendría que tener otra vida para poder leer todo acerca de esas dos regiones, la XI y la XII, viví cuando adolescente en Punta Arenas y nunca me olvidé de esos hermosos parajes, conozco muy bien la historia de los primeros pioneros llegados a Punta Arenas, Nogueira, Menéndez, Mauricio Brown y otros, también la llegada de los Croatas, los libros de historia de don Mateo Martinic, Premio Nacional de Historia, muy entretenidos y excelentes libros, en fin, me encanta leer y escribir y me he encontrado con esta historia de ustedes, increíble, muy lindo todo lo que están haciendo, los felicito de verdad, ojalá si Dios me de la salud y ánimo para aún poder conocer esos maravillosos lugares ya que soy un poquito más o menos que el señor Tompkins, pero mis hijos, ellos si con seguridad tendrán que conocer eso tan hermoso que están ustedes realizando,

    Perdonen por haberme alargado tanto y suerte en todo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *