El Parque Patagonia les da la Bienvenida a los Polluelos Ñandú

3- IMG_6533

Los nuevos pajaritos de Parque Patagonia. Foto: Cristian Saucedo

¡En el Parque Patagonia estamos felices de anunciar la incorporación de un nuevo miembro especial a nuestra siempre creciente familia silvestre! Durante la primavera austral de 2016 (entre octubre y diciembre), recibimos veinticinco polluelos de Ñandú de Darwin recién nacidos en nuestro Centro de Crianza de Ñandúes, marcando un hito importante dentro de un emocionante programa de retorno a la vida silvestre con el cual esperamos introducir 100 aves nuevas a la pequeña población de ñandúes silvestres del Parque.

Pariente del avestruz, el Ñandú (también conocido como Lesser Rhea, Rhea de Darwin o Choique) es una especie regional que se encuentra en peligro de extinción. Con una población estimada de 25 aves silvestres viviendo dentro de los límites del Parque Patagonia, y una larga historia de amenazas por parte del ganado, perros, cercos y la caza ilegal.Los ñandúes se encuentran bajo la urgente necesidad de protección y conservación. En 2015, el equipo de vida silvestre del Parque Patagonia se propuso revertir esta tendencia negativa inaugurando el Centro de Crianza y Programa de Conservación del Ñandú. El principal objetivo del programa es liderar la recuperación de esta especie amenazada con el fin de evitar una extinción local. El primer grupo de polluelos del Centro acaba de llegar a la adultez y, a principios de septiembre, descubrimos el primer nido en el Centro de Crianza, hecho por un ñandú macho llamado Ojos. Los otros tres machos siguieron el ejemplo, haciendo sus propios nidos y comenzando sus períodos de incubación durante el comienzo de la primavera austral. Las aves hembras pusieron más huevos luego de que los machos comenzaron su incubación, los cuales fueron rescatados por el equipo de vida silvestre y llevados a una incubadora artificial esperando que algunos huevos se rompieran y nacieran polluelos bajo condiciones artificiales.

DSC_0971

Puesto Ñandu, el Centro de Cría. Foto: Alison Kelman

DSC_1022

Ñandu huevo (inviable). Foto: Alison Kelman

A mediados de octubre, los primeros polluelos rompieron los cascarones del primer grupo de huevos en la incubadora artificial. Otros los fueron siguiendo, hasta que en total nacieron 25 polluelos sanos al final de la temporada de cría, algunos por medio natural y otros con la incubadora artificial. A medida que va aumentando el número de polluelos en el Centro, el programa pronto se ampliará a un nuevo recinto en un sector diferente del Parque Patagonia. Este nuevo hogar otorgará un lugar para que las aves crezcan, se adapten y preparen para su liberación una vez que empiecen a madurar.

Puesto Nandu

Foto: Alison Kelman

DSC_0972

Foto: Alison Kelman

DSC_0985

Foto: Alison Kelman

Los ñandúes adultos del Centro se encuentran ahora madurando, lo que significa que la fertilidad y viabilidad de sus huevos y polluelos seguirá aumentando cada año. Los ñandúes silvestres normalmente alcanzan la madurez a los tres años, sin embargo, los polluelos del Centro de Crianza alcanzaron la adultez exitosamente a los dos años, muy posiblemente debido a la nutritiva dieta de trébol y alfalfa facilitada por el Centro. Durante esta temporada, cuando los polluelos aún eran muy pequeños, algunos de los huevos producidos resultaron ser infértiles y sus polluelos no fueron viables. No obstante, muchos otros polluelos sanos sí lograron nacer y estamos seguros de que la próxima temporada seguirán aumentando en cantidad y tasa de supervivencia. Los ñandúes machos tienden a aparearse con frecuencia con varias hembras y las hembras ponen huevos rápidamente, lo que significa que no tendremos escasez de huevos.

Debido a que este programa es uno de los primeros de este tipo, también ha significado un proceso de aprendizaje, requiriendo un manejo adaptable. Nuestro director de vida silvestre, Cristián Saucedo, está en permanente contacto con expertos en ñandú de Argentina, Norteamérica, el Reino Unido y otros lugares para poder perfeccionar nuestro trabajo y nuestros métodos, y finalmente asegurar el éxito de la especie. Los ñandúes del Parque se han convertido en famosos embajadores, ayudando a fomentar vínculos con escuelas locales, la policía de frontera, la Armada deChile y biólogos de vida silvestre de todas partes del mundo. Esta ave, única en su clase, es un icono de la estepa patagónica y una megafauna clave para el futuro Parque Nacional Patagonia. Estamos ansiosos por comenzar el año 2017 como un año de continuo crecimiento y prosperidad para este innovador programa de retorno de la vida silvestre.

Lee más sobre el Ñandú de Darwin: Especie Nativa de la Patagonia en Peligro: el Ñandú de Darwin)

Un comentario en “El Parque Patagonia les da la Bienvenida a los Polluelos Ñandú

  1. Art
    09 de February de 2017 at 17:47 hrs.

    Congratulations! Great work!!!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *